Las aceleradoras de empresas y startups

Hoy en día todo crece a un ritmo que nos sobrepasa. Quizá alguien tenga una buena idea para emprender, pero debido a la falta de recursos y de apoyo al emprendedor, así como a las dificultades para encontrar financiación que permita un crecimiento seguro, el tener una buena idea no siempre se convierte sinónimo de éxito ni mucho menos.

Para cubrir este vacío han surgido en los últimos diez años las aceleradoras de empresas, que tuvieron su referente allá por 2005 en Estados Unidos con Y Combinator en Cambridge Mass. Desde entonces, esta tendencia ha tenido un crecimiento sorprendente no sólo en EEUU, sino que se ha extendido rápidamente por Europa.

Pero, ¿qué hace una aceleradora de startups? Se trata de una institución (puede ser tanto pública como privada) que impulsa a los emprendedores y proyectos empresariales en sus primeras etapas, que tienen un alto potencial de crecimiento pero que necesitan apoyo para realizarlo mediante diversas estrategias: inversión semilla, financiación, mentoring, publicidad, formación, contactos, etc.

Se realizan convocatorias periódicas en las que se presentan los proyectos que se espera sean admitidos al proceso, tras lo que se obtiene un periodo de aceleración en el que se recibe formación tras ser admitido y finalmente se presenta el trabajo realizado a los inversores en el llamado “Demo Day”.

Deja un comentario